Cómo evitar incendios por el mal uso de la calefacción


Evitar incendios en una vivienda es posible. Los mayores riesgos de incendio en una casa vienen provocados por calefactores eléctricos. Los detectores de incendios son la principal medida de prevención complementaria a la educación de niños, adultos y personas mayores.

El Estudio de Víctimas de Incendios en España 2016, elaborado por la Fundación Mapfre, presenta una serie de datos a analizar para ayudar a evitar incendios. En 2016 perdieron la vida 175 personas debido a incendios y 133 personas fallecieron por incendios ocasionados en el hogar.

La gráfica que se presenta a continuación muestra el número de fallecidos en incendios en España en los últimos 36 años. Teniendo en cuenta los 351 fallecidos sufridos en 1980, los 175 fallecidos en 2016 representan un descenso del 50% en los últimos 36 años.

evolucion-numero-victimas-mortales

Evolución del número de víctimas mortales. Fuente: Fundación MAFRE a partir de los datos de Servicios de Bomberos e IML.

En febrero del 2016 se produjo una entrada de aire polar y en este episodio de bajas temperaturas, que duró seis días, se multiplicaron prácticamente por tres las víctimas mortales comparando con la media anual.

victimas-mortales-por-meses

Víctimas mortales por meses. Fuente: Fundación MAFRE a partir de los datos de Servicios de Bomberos e IML.

Los aparatos productores de calor (estufas, braseros o chimeneas), con el 41,8% de los casos conocidos, fueron en el 2016 la principal causa probable de los incendios con víctimas mortales. Este porcentaje es similar al de los 2 años anteriores.

Para evitar incendios derivados del mal uso de la calefacción, hemos recopilado una serie de consejos:

Evitar incendios en el hogar

  • En las viviendas rurales y chalets es muy común hacer uso de estufas, chimeneas y braseros. Por ello hay que extremar la vigilancia sobre estos elementos, no dejando nunca faldillas, sofás o cualquier elemento que pueda arder al alcance del fuego.
  • Antes de instalar estufas de leña o carbón se deben inspeccionar los conductos de chimeneas del edificio. Estas pueden estar dañadas o cerradas y producir fuegos interiores en las estructuras de maderas del edificio.
  • Las estufas de combustión de leña o carbón deben afianzar el perfecto tiro y evacuación de gases al exterior. De lo contrario, podría producirse muerte por inhalación de monóxido de carbono.
  • Se recomienda apagar por la noche las estufas de leña, carbón o gas instaladas en salones y habitaciones. En éstos espacios no suele existir una ventilación adecuada, sobre todo en casas de pueblo.
  • No recalentar calentadores eléctricos que funcionan con resistencia.
  • Respetar la distancia necesaria entre aparatos calefactores y materiales combustibles de la vivienda: cortinas, manteles o colchas. Así mismo, no utilizar los aparatos calefactores para secar la ropa.
  • Las calderas y calentadores de gas deben pasar una inspección técnica. Ha de ser realizada por personal cualificado, para asegurar el correcto funcionamiento.
  • No obstruir rejillas ni conductos de calderas de calefacción.
  • En caso de percibir un olor a gas procedente del aparato calefactor, es importante no encender cerillas o mecheros. Ventilar la habitación y cerrar la llave del gas.

Para evitar incendios en el hogar es aconsejable tener un detector de incendios. Así como un extintor de incendios portátil o sistemas de rociadores automáticos.

En Coessegur ponemos a tu disposición sistemas de detección precoz de incendios con la tecnología más innovadora. Contacta con Coessegur Seguridad.